You are currently browsing the El Descodificador posts tagged: Mariano Rajoy


Las cosas van mejor de lo previsto

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, dio la cara ante los medios antes de las vacaciones con un balance del curso político. Lo hizo de cuerpo presente, con dos cojones, ante un grupo de periodistas de una docilidad, en líneas generales, repugnante. El líder popular dijo que España no es que marche bien, es que marcha como un cañón: “Las cosas van mejor de lo que habíamos previsto”, aseguró. Muy pesimistas debieron ser aquellas previsiones para ser ahora tan optimistas, o muy sinvergüenza es el responsable de este Gobierno acosado por el desempleo, la acumulación de deuda, el deterioro de los servicios públicos y la corrupción. ¿Corrupción? La pregunta era inevitable: ¿Qué opina usted de la confesión de Jordi Pujol? “Ahora la justicia trata igual a todos. A todos”, se limitó a decir el presidente popular, que evitó hacer valoraciones concretas sobre el caso del expresidente de la Generalitat y sobre los exdirigentes del PP Bárcenas, Matas y Fabra.

BuSYav3IgAAMqv_

(Los cuadros que retratan a exministros han costado al Estado 1,3 millones de euros)

Dice Rajoy que la justicia ahora trata igual a todos. Y por ese camino de esperanza, transparencia y honradez va María Dolores de Cospedal, presidenta de Castilla-La Mancha y secretaria general del PP: “La confesión (de Pujol) ayuda a desmontar la idea de que España nos roba.

La justicia es igual para todos, dice Rajoy. Siempre, eso sí, que puedas pagar la minuta de un abogado como Cristóbal Martell, el “experto en pactos y admitir hechos para evitar la cárcel a sus clientes” elegido por Jordi Pujol, y otros VIP (Messi, el cuñado de Diego Torres…), para solucionar los problemillas que surgen con delitos fiscales y de blanqueo.

Las cosas van mejor de lo que habíamos previsto, insiste Rajoy. Normal, es el líder de un partido con tres ex tesoreros imputados y se siente fuerte y confiado. Algo parecido le sucede a Cospedal, la mujer de la indemnización en diferido, de los pucherazos entendidos como cambios en las leyes electorales, y de las reformas de su sede con dinero negro. Cree en sí misma, confía en su forma de hacer política. Son dos líderes satisfechos con su trabajo y optimistas con su futuro. Normal: la justicia debería tenerles acorralados, por corruptos, y sin embargo los datos del último estudio del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) dicen que el PP, con un 30%, se distanciaría del PSOE en casi nueve puntos y ganaría las elecciones generales. Insisto: Las cosas van mejor de lo previsto. ¡Esa sonrisa, coño!

P.D.

Si quiere leer otra versión de la actualidad, lea La Razón.

BuQ1LqLCQAETkxc

 

Un motivo para NO ver la televisión

The Gashlight Anthens

CD: Get Hurt.

r8Cfqd2

Acaba de publicarse el quinto álbum de estudio de esta banda de New Jersey. Producido por Mike Crossey, el hombre que en el 75 se encargó del sonido de los Arctic Monkeys, “Get Hurt” se ha grabado en los Blackbird Studios de Nashville e incluye once canciones (16 en la edición de lujo) que suenan a rock and roll clásico. A veces incluso demasiado clásico, como es el caso de la canción que da título al disco, un tema que comienza como una balada, y se acelera por encima del medio tiempo hasta rozar el rock para adultos. La cosa mejora, cuidado, pero sin llegar a la brutalidad de “American Slang”. Lástima.

Cumplimos

Buenas noticias. Tras empobrecerlo todo, desde la educación hasta la sanidad, desde la cultura a los derechos laborales, el Gobierno se muestra eufórico: “Llevo muchísimo tiempo, exactamente desde que soy presidente del Gobierno, esperando poder dar una noticia como ésta”, dice Mariano Rajoy leyendo fuera de plasma los datos de la última Encuesta de Población Activa. Los medios oficiales repiten sus mensajes: “España creó 4.400 empleos al día durante el segundo trimestre” (El País); “El paro baja en 310.400 personas y se crean 402.400 empleos, la mayor cifra en 9 años” (El Mundo); “España crea 402.400 empleos, la mayor subida en nueve años” (ABC); “España crea 402.400 empleos, la mayor cifra en nueve años” (La Razón).

“El mercado de trabajo ha dado un giro de 180 grados… Ha cambiado de ciclo… Las reformas están dando resultado…”, insiste Rajoy. Y sentencia: “El Gobierno ha conseguido frenar la sangría del paro en España”.

¿Seguro? La realidad se puede ver de otra manera: actualmente hay 800.000 empleos menos que cuando Rajoy llegó al Gobierno, y 335.000 parados más. Es decir, que tenemos 5.622.900 parados, el 53,1% de jóvenes sin trabajo, 1.834.000 familias sin recursos, con todos sus miembros en paro, 740.500 hogares donde no entra ningún ingreso…

BtS-6x0CEAAQJ9r

¡Euforia! Ya se ve la luz al final del túnel. Los que hablan de precariedad laboral son unos agoreros. Los que recuerdan los desahucios, unos cenizos. Los que invocan a los casi dos millones de familias con todos sus miembros en paro, unos derrotistas. ¡Los jóvenes ya no salen de España para buscar trabajo, sino que vienen a currar a nuestro país! ¡Y con buenos sueldos! Ahí tienen a James, un colombiano de 23 años que acaba de llegar a Madrid con un contrato de más de siete millones de euros por temporada.

Los brotes verdes son tan verdes, y la recuperación económica tan grande, que ya no es necesaria ni siquiera la misericordia televisiva. TVE prescinde de “Entre todos”, el polémico programa de caridad que presentaba Toñi Moreno.

Pero volvamos al fútbol, el mejor ejemplo de la bonanza de la economía española, por encima incluso de los datos de la EPA. ¿El club europeo que más dinero ha gastado en fichajes? El Barcelona, 147 millones de euros. ¿El segundo club europeo que más ha fundido en fichajes? El Real Madrid, 105 millones. ¿Deudas a la Seguridad Social del fútbol español? Alrededor de 6,6 millones de euros. ¿Quién dijo crisis?

Por fin levantamos cabeza. Gracias a una reforma laboral asesina, que ha dividido a la sociedad en dos, una de ellas vieja, inútil, precarizada, sin futuro. Gracias a los minijobs, a los recortes, a un programa electoral incumplido… “Pese a la incomprensión de la mayoría”, dice el presidente del Gobierno Mariano Rajoy, “siempre queda la tranquilidad de concienciay saber que uno ha hecho lo que tenía que hacer”.

¿Cumplimos?

BtU0Ol_CAAA5E0P

P.D.1

BtS_0kDCAAAx9kB

P.D.2

Telemadrid informa sobre Gaza.

P.D.3

La calidad de la información deportiva…

BtTuyILIYAADstW

P.D.4

Y de la otra información…

BtUOdZUCQAA6AVh.png-large

El País: “Sin embargo, contra las informaciones que EL PAÍS ofreció en un primer momento, el avión empleado por el Real Madrid tenía por matrícula…”.

 

Que se joda

El tertuliano de ABC, vocecilla aflautada y aires de grandeza, dice en el debate de La Sexta que la confirmación por parte del Supremo de la condena a Carlos Fabra a cuatro años de cárcel por delitos fiscales, demuestra el compromiso del Partido Popular en la lucha contra la corrupción. Es decir, que la gran noticia, aquello por lo que debemos sentirnos orgullosos los españoles, es que a los delincuentes se les castiga. Incluso si son políticos. ¿No es como para sentirse felices de lo bien que funciona el sistema? Olvide los ordenadores destruidos por el partido que gobierna en su sede, reformada con dinero negro, y piense en todos aquellos mangantes que, con cuentagotas, van cayendo tras años de filigranas jurídicas. ¡Viva la democracia! ¡Fuera los telepredicadores con coleta!

images-1

Fabra, ex presidente del Partido Popular de Castellón y de la diputación provincial, huele a carne de chirona desde tiempos inmemoriales. Apesta. Y que tenga que entrar en la cárcel no debería sorprendernos. Lo que debería hacerlo es que haya tardado tanto, que no lleve años a la sombra, que la justicia sea tan lenta, que sea tan sencillo ponerle palos en las ruedas. Lo que debería sorprendernos es la opinión de Mariano Rajoy: “Fabra es un ciudadano y un político ejemplar para el PP”.

¿Debería explicar Rajoy estas declaraciones a día de hoy, con su ciudadano y político ejemplar condenado a cuatro años de cárcel? No. A Rajoy se le acumula la faena: tuvo frases parecidas para Bárcenas (“Nadie podrá probar que no es inocente”), para Matas (“Vamos a intentar hacer en España lo que Jaume hizo en Baleares”)… Si analizase cada caso, es decir, si explicase su sentido de la ejemplaridad, no tendría tiempo para gobernar. Y menos ahora, que el Tour está en lo mejor de los Pirineos.

“El tio va de rollo mafia. Hasta que no le vea entrar en la cárcel no me lo creeré”, dice del político que tuvo el poder absoluto en la región un vecino de Castellón, en Cuatro. ¿Indulto? Esperemos que no. Parece que se ha roto la buena racha de este cacique, que la fortuna le ha dado la espalda, que entrará en chirona. A sus 68 años el hombre que preguntaba a su nietos “¿te gusta el aeropuerto del abuelo?”, pese a no tener aviones y haber sido construido con dinero público, deberá cambiar el discurso. Uno más realista, “¿Te gusta la cárcel del abuelo?”, es lo que tendrá que decir a partir de ahora a los pequeños mientras acaricia el cristal blindado que le separa de sus cabecitas.

Abríamos el post con la cita de un tertuliano basura, y lo cerramos con otro. Alfonso Rojo advierte a su compañero Eduardo Inda sobre lo que le puede pasar si la denuncia de Pablo Iglesias le lleva a la trena: “Te ponen el culo como un bebedero de patos”. Como diría la hija del propio Fabra… ¡Que se joda!

1244034431826fabra2DETdn

Intelectuales

Medio centenar de intelectuales ha firmado un manifiesto en el que reclaman a Mariano Rajoy, el presidente del Gobierno, mano dura contra el nacionalismo catalán y que no negocie nada con Artur Mas, el presidente de la Generalitat. Entre los intelectuales que suscriben el manifiesto está, no quiero risas, Joaquín Leguina.

¿Qué cojones es un intelectual? Se preguntará muy posiblemente usted en estas circunstancias. Pues ahí lo tiene: un individuo capaz de negar el poder del diálogo.

intelectuales_0

Los intelectuales que se han reunido alrededor de Leguina, la flor y nata de la intelectualidad española, han presentado un texto al Congreso de los diputados en el que consideran que la posible reunión entre Rajoy y Mas es “la derrota de la democracia española”. Grandes intelectuales, es decir, individuos que se dedican al estudio y la reflexión crítica sobre la realidad, y comunican sus ideas con la pretensión de influir en ella, consideran que evitar la negociación con Cataluña es “la primera obligación de los partidos políticos”. Por delante de otros problemas, imagino, como la corrupción, el desempleo o la desnutrición infantil.

Y es que cuando los intelectuales de esta calaña creen que “España es hoy una nación adormecida en cuyas élites prevalecen el tacticismo y la resignación”, sin duda se refieren a las élites que conocemos, corruptas e insaciables. Son intelectuales miembros de esas élites, de hecho, a años luz de la realidad y el pulso de las calles. También de las calles catalanas.

Intelectuales como estos dan sentido al independentismo. Como sucede con las campañas en contra de Podemos organizadas por PP y PSOE, el efecto es el contrario al buscado: alimentan el sentimiento que critican.

Y hablando de intelectuales, de sentimientos encontrados y del partido de Pablo IglesiasPedro Sánchez, nuevo secretario general socialista: “Podemos llevaría a España a la Gran Depresión de 1929″.

 

Un motivo para NO ver la televisión

Crosby, Stills, Nash & Young

Cd: CSNY 1974.

CSN&Y

Cuidado: estamos ante un artefacto de comercialización masiva. Un engendro concebido para vender, para rentabilizar el pasado, para sacarle cuartos a los nostálgicos. Un mastodonte discográfico con 40 temas inéditos, grabados hace 40 años, que se presentan en una caja deluxe que incluye 3CDs + DVD, un libreto de 188 páginas con fotos inéditas y un DVD con imágenes de la gira que David Crosby, Stephen Stills, Graham Nash y Neil Young realizaron en 1974.

Treinta y un conciertos en 24 ciudades, con más de un millón de asistentes, en el momento más caliente de una de las super bandas acústicas del folk rock norteamericano. ¿Prejuicios ante semejante disco? Todos. Pero se disuelven como un azucarillo en el café nada más escuchar “Helpless”, “Wooden Ships”, “Teach Your Children” o cualquiera de los temas inéditos de Neil Young. Grandes.