You are currently browsing the El Descodificador posts tagged: tve


Murcia ¡qué director de RTVE más hermoso tienes!

Me cae bien el director de la RTVE de Murcia. Es un tío sincero, un tipo que va de frente, un profesional del periodismo en quien se puede confiar. En este país de políticos mentirosos, de instituciones podridas y de funcionarios corruptos podemos considerar a Juan de Dios Martínez un héroe, un valiente, un ejemplo para los murcianos en particular y los españoles en general. Mientras todos trapichean, manipulan y corrompen de manera retorcida y sibilina, a la chita callando, Juan de Dios lo hace de frente: “Las directrices las marco yo absolutamente, yo doy la información, ahora la información la doy como yo quiero darla. Lo que sale de ellos lo decido yo. Si el total [como se denomina en televisión un fragmento de una declaración] que hay allí no me gusta, que me busquen otro que éste no me gusta. Toda esa gente díscola [algunos redactores de informativos de TVE y RNE] de momento son disciplinados. Me ha costado mucho esa disciplina y me cuesta muchos disgustos porque me ponen a parir fuera de aquí, claro que sí, que no me sorprende y lo sé, entiendes, pero por eso precisamente, porque me están poniendo como un cabrón, ahora soy un cabrón y más que lo voy a ser”.

Su sinceridad es tan real, tan sincera, tan caprina, que incomoda: “ahora soy un cabrón y más que lo voy a ser”, dijo este alma de cántaro en una conversación grabada (bootleg) a la que ha tenido acceso eldiario.es. Qué mal rato ha tenido que pasar este hombre, la sinceridad con piernas, ejemplo de periodista independiente, con toda esa gentuza llamándole cabrón. Así es como pagan los trabajadores sin corazón los esfuerzos de algunos profesionales por mantener la disciplina, por tener el redil en órden, por acabar con díscolos y antisistemas.

Los murcianos deberían estar orgullosos de Juan de Dios, ejemplo perfecto de cómo entiende el poder la información televisiva.

Huerta-Murcia

Las Campos

En la España veraniega no se habla de otra cosa que de las Campos, María Teresa y Terelu, madre e hija, reflejo perfecto de una sociedad, la nuestra, cada día más incapacitada para utilizar de forma provechosa el sistema neuronal. Las Campos han estrenado en Telecinco lo que llaman un reality, que no es otra cosa que dejar que entre una cámara en tu casa y liarte a contar cuatro miserias privadas: que si estoy enfadada con fulanita, que si me gusta comer esta basura, que si la criada no pone bien la mesa, que si hace tiempo que no hay un hombre en mi cama… Un éxitazo, evidentemente: 18,6% y 2,3 millones de espectadores.

Estoy a punto de caer en la trampa. Estaba pensando un chiste sobre las diferencias entre los dos grandes realitys españoles de los últimos tiempos, el del escuchimizado Vaquerizo y el de la oronda Terelu. Estaba rebajándome a su nivel intelectual, el de la cueva de Voronia (2.149 metros de profundidad)pero me he dado cuenta a tiempo de mi gravísmo error. No caigamos en la trampa. No sigamos el juego a estos mierdas que se están forrando mientras nos embrutecen. Que nos venden entretenimiento sórdido y miserable, de la peor calidad, como si fuese un prodigio de imaginación y talento. “Desconecte de la realidad, de su realidad, que es un asco, con nuestros superficiales, divertidos y tremendamente rentables (para nosotros) programas”, dicen mientras se forran.

Captura de pantalla 2016-08-21 a la(s) 19.03.17

De ninguna manera. Escribiré de TVE, y de cómo ayer domingo interrumpieron sin piedad la lucha de la selección española de baloncesto por la medalla de bronce ante Australia. ¿El motivo? La entrega de medalla de plata al equipo español femenino de gimnasia rítmica. Una entrega que ya estaban emitiendo en Teledeporte. Dos cadenas para esa medalla, ninguna para el directo del emocionante basket. La guinda a una retransmisión de las olimpiadas lamentable por parte de TVE.

Lo peor quizá hayan sido los comentaristas. Auténticos hooligans, hablando maravillas de todos los españoles, justificado sus derrotas, aullando como coyotes y repitiendo una y otra vez los mismos chistes. “El equipo español se merece la victoria”, repetía el comentarista del baloncesto. Claro, y los australianos no. Son unos mierdas, que ni entrenan, ni se esfuerzan, ni saben jugar, ni tienen derecho a la victoria. No se merecen ganar, pero nosotros sí.

Lo dicho: mucho ultra, mucho gritón, y poco analista deportivo de verdad en unas olimpiadas que no pasarán a la historia por la calidad de los comentaristas.

P.D.

El gran Pablo Casado, la sangre nueva del PP, enemigo acérrimo del populismo, felicitó por la medalla de bronce al equipo español de baloncesto… ¡del 2008!

Captura de pantalla 2016-08-21 a la(s) 19.35.23

El peor periodismo deportivo, en TVE

El cubano nacionalizado español Orlando Ortega, medalla de plata en la carrera de 110 metros vallas, abre los deportes del Telediario (TVE) de mediodía llorando y envuelto en una bandera española. La presentadora da paso a Sergio Sauca: “Un Orlando Ortega que no olvida que esa medalla de plata que consiguió de madrugada se la debe a España, que le ha permitido participar en estos Juegos Olímpicos y que le ha permitido alcanzar su máximo rendimiento como deportista”.

Ya sabes, Orlando, nos debes la medalla. Te hemos permitido triunfar. Sí, tu has entrenado duro y todo esas minucias, pero no olvides nunca que sin nosotros serías un pelagatos. Nos debes la medalla. Cubre tu piel caribeña con la roja y gualda, y recuerda que eres lo que eres gracias a nuestra generosidad. “Cuando dejó la selección cubana no pasó de la primera ronda, en los mundiales de 2013. El salto a la primera línea del atletismo mundial se ha producido en este tiempo, aquí en España”, sentencia Sauca.

Captura de pantalla 2016-08-17 a la(s) 17.33.15

Una gran información que hizo que Sauca se viniera claramente arriba. Despidió la pieza sobre Orlando y presentó a la nadadora Mireia Belmonte, dos medallas en Río 2016, que se encontraba en el plató de TVE en Río. El periodista aprovechó la visita y le hizo una de esas entrevista que marcan época en el periodismo deportivo…

- Mireia ¿Te ha dado tiempo a digerir lo que ha pasado?

- Mireia, a tí te parece que el tema del bañador es fundamental, ¿no? es toda una liturgia. Mireia, ¿Cuánto tardas en ponértelo? Creo que llevas incluso un mensaje dentro, cuéntanos…

- Mireia, te voy a pedir un favor: me acabas de enseñar una cosa que me ha llamado mucho la atención, y te voy a pedir que nos lo enseñes. A ver, Mireia, cuéntanos lo de tus uñas…

La nadadora le enseña unos aros olímpicos dibujados sobre células muertas y Sauca flipa: “Qué chulo. Yo creo que las uñas de Mireia Belmonte en el telediario van a ser trending toppic. Un placer tenerte entre nosotros, Mireia”.

Toda esta basura en un solo día, en un solo informativo, en una sola sección, en apenas unos minutos. La información que está ofreciendo TVE de las Olimpiadas es, en general, lamentable. Salvo excepciones, forofos ignorantes en lugar periodistas rigurosos. Un drama.

Olímpicamente machistas

“La hemeroteca de este diario reúne las revelaciones periodísticas más importantes del último cuarto de siglo en España”, escribió una vez el penúltimo director de El Mundo. Igual se refería al 11-M, vaya usted a saber. Pero yo creo que hablaba de los titulares calientes que utilizan para ganar pinchazos. Periodismo de primera categoría que alcanza la cumbre, en cuanto a creatividad y rigor, en “La lista de buenorras internacionales en los Juegos Olímpicos de Río”. Olímpicamente machistas.

elmundo

¿Cómo describiría usted, si trabajase en la televisión pública, a una de las deportistas españolas más grandes de todos los tiempos? Pues claro, coño: “Le encanta el rosa, pintarse las uñas antes de cada carrera y le hubiera gustado ser modelo”.

Captura de pantalla 2016-08-10 a la(s) 12.03.53