You are currently browsing the El Descodificador posts tagged: tve


Había que intentarlo

TVE, la televisión pública española, estaba preparando un concurso familiar en el que las familias participantes tenían que ser como dios manda. Es decir, formadas por un hombre y una mujer. Es más, por un hombre y una mujer que viviesen, de manera habitual, bajo el mismo techo. Nada de mariconadas, de esas familias, por llamarlas de alguna manera, formadas por parejas homosexuales. Ni siquiera monoparentales. Un concurso para familias de las de toda las vida, de hombre y mujer, como tiene que ser.

No se si ha caído en la cuenta de que el programa, que se llama “¿Quién manda aquí?”, es la adaptación de un espacio turco, e iba a estar realizado por la productora privada Gestmusic, no era un encargo de 13TV, la cadena de los obispos. Era un encargo de TVE, la tele pública de todos los españoles. Y ha sido causa de escándalo, como no podía ser de otra manera: la asociación de defensa de los derechos del colectivo LGTB (lesbianas, gais, transexuales y bisexuales) ha dicho que resulta “más grave aún que sea TVE, una cadena pública, quien lo emita, que se dedique dinero de los contribuyentes a perpetuar un modelo que no es el actual”. La Asociación de Familias por la Diversidad, cree que se trata de un espacio “totalmente discriminatorio e ilógico. Nos  gustaría que explicaran cuál es el motivo. Hay una ley que nos permite casarnos y que está sustentada por el Tribunal Constitucional. Nos gustaría saber qué es lo que impide que una familia formada por dos hombres o dos mujeres, o uno de los padres y su hijo, sea reconocida en todos los ámbitos”.

Ante el follón organizado, en TVE han dado marcha atrás: en el nuevo programa podrán participar cualquier tipo de pareja que conviva y tenga un hijo. TVE parece un pollo sin cabeza, sin dirección, sin criterio.

¿Rectificar es de sabios? En este caso habría que preguntarle a tipos como Paolo Vasile, el capo de Telecinco, la cadena que nunca hubiese dudado: que la ideología nunca se imponga a la audiencia. Es decir, que puedes ser todo lo conservador que quieras, pero a la hora de hacer un concurso de éxito, cuanto más alboroto y alegría mejor. ¿Familias homosexuales? Por supuesto.

Pero la ideología es la ideología. Había que intentarlo… Y si no que se lo digan a Luz Sanín, senadora del Partido Popular por Ceuta. Según ella, “las subvenciones de Zapatero a los homosexuales aumentaron la deuda pública”.

BvLLl24IAAArNr_

Matrimonio concursante en “¿Quién manda aquí?” (TVE)

P.D.1

En El Mundo, un nuevo alarde de periodismo, educación y buen gusto: La niña del Gorila (Melody) ha crecido, ahora es más racial y menos putón”.

BvQFkWCIMAAmXhx

 

P.D.2

Lo mejor que se pudo ver el fin de semana en televisión, sin duda alguna, estos dos legendarios sketches de Tip y Coll en La 2 de TVE (19:40). Así están las cosas…

Sábado antediluviano

Me acuerdo mucho de mi abuela. Era muy generosa, habladora y divertida, algo cándida, muy asustadiza y ligeramente conservadora. No tanto como para votar al PSOE, pero lo suficiente como para creer que un grupo de terroristas de inspiración nazi pretende tomar el poder en España para matar a Hermann Tertsch, primero, e imponer al resto de la población su ideología socialdemócrata radical, después. “¿Seguro que es de fiar ese chaval de la coleta?”, diría la pobre sin dejar de remover su carajillo de coñá de media tarde.

Me acordé mucho de mi abuela el sábado, porque todos sus temores revolucionarios hubiesen desaparecido tras ver el programa estrella de La 1 de TVE para esa noche: “Sábado sensacional”, una gala producida por José Luis Moreno con Ana Obregón como presentadora. Sí, ha leído bien: el 9 de agosto de 2.014 la televisión pública española estrenó a las diez de la noche una versión del mugriento “Noche de fiesta”, presentado por Ana Obregón, producido por José Luis Moreno y con momentos tan entrañables como, no se lo pierda, la actuación de Isabel Pantoja junto a su hijo Kiko Rivera.

2702008

“Todo sigue en orden, no me he perdido nada”, diría mi abuela cerrando tras ella, con un fuerte porrazo, la tapa del ataúd. La buena mujer no llegó a conocer en todo su volumen al hijo de la Pantoja, pero sí disfrutó de los desnudos veraniegos de la Obregón, de los grititos de chinchilla de José Luis Moreno e incluso de las carcajadas equinas de Loreto Valverde en “Risas y estrellas”, allá por el final del siglo XX. La nueva última voluntad de mi abuela, tras ver “Sábado sensacional”, sería que sellase su féretro con hormigón armado y no volviese a molestarla nunca más.

El presidente del Gobierno dice que en España las cosas van mejor que lo previsto. Es fácil imaginarle en Moncloa, disfrutando de “Sábado sensacional” con el Marca a su vera. Tronchándose con los chascarrillos sexistas de Ana Obregón y el resto de presentadores, o con el gag clasista de la “sirviente” alcohólica, o con esos guiones en los que se nota el toque sutil de José Luis Moreno. ¿Que no recuerda a José Luis Moreno? Por favor, husmee en los callejones más sórdidos de su memoria audiovisual. José Luis Moreno, el de los muñecos. El padre de Monchito, Macario y Rockefeler. El ventrílocuo que era médico, que sabía muchos idiomas, que vivía en un casoplón y que fue cosido a hostias por unos ladrones. El que chillaba como una grajilla aquello de “Es guapa, es lista, sabe cantar, sabe bailar… uh,uh,uh”. Pues ese José Luis Moreno, el rey de la horterada, el maestro del chiste vulgar, el máximo representante de la televisión rancia y acartonada, es el flamante nuevo fichaje de TVE. Como lo oye.

“Sábado sensacional”, el programa que estrenó el sábado por la noche TVE, la televisión pública española (no lo olvide), es uno de los motivos por los que en El Descodificador no se habla sólo de televisión.

1238855750-0

 

Un motivo para NO ver la televisión

La ira de los ángeles.

Autor: John Connolly.

Editorial: Tusquets.

La_ira_de_los_angeles_big

Me ha decepcionado profundamente el último libro de Connolly con Charlie Parker como protagonista. Y me temo que se trata de un problema mío, no del escritor irlandés. Connolly ofrece en “La ira de los ángeles” lo que sus seguidores esperan. Más de lo mismo. Misterio clásico aliñado con siniestros fenómenos sobrenaturales. Cuerpos que se consumen pero no mueren, creyentes, espíritus migratorios, cadáveres negros que luchan por volver…

Connolly se repite. Como se ha repetido hasta ahora, en los doce volúmenes previos sobre el detective privado Parker y sus investigaciones en Maine y alrededores. Debe ser mi cabeza la que ha dicho basta. “La ira de los ángeles” me parece una vuelta de tuerca más, innecesaria, repetitiva, incapaz de sorprender, al mundo de fantasía macabra creado por Connolly con enorme éxito. Es decir, que ya he leído todo sobre el Colecionista, los hombres que arrancan la piel a sus víctimas, la naturaleza del Mal y demás zarandajas.

El narcobarco

La Guardia Civil ha encontrado 127 kilos de cocaína en el Juan Sebastián Elcano. Sí, droga a cascoporro ni más ni menos que en un buque escuela, en el barco más representativo y conocido, más emblemático y simbólico, de nuestra Armada. Auténtica Marca España. Otrora orgullo de nuestros ejércitos, memoria viva de la institución militar, este flamante bergantín-goleta de cuatro mástiles y 113 metros de eslora ha quedado reducido, por obra y gracia del trapicheo de perico, a la categoría de lancha rápida de narco gallego.

Foto_1

planeadora-nigran4

(El Juan Sebastián Elcano es el de la imágen superior, cuidado)

Lástima. No respetan nada.

Los españoles, que somos tan amigos de respetar las tradiciones, deberíamos abominar de la utilización de veleros legendarios para el transporte de farlopa. Toda la vida han sido las planeadoras neumáticas, que surgieron para el contrabando de tabaco y superaban los 40 nudos, quienes se encargaban de estas misiones. ¿Recuerda usted el Juan Sebastián Elcano de las planeadoras? Sí, una narcolanzadera encontrada varada hace años en una playa de Nigrán con más de 18 metros de eslora y, no se lo pierda, 2.100 caballos de potencia: tenía siete motores Suzuki de 300 caballos, ordenador de arranque y una velocidad de ensueño: 60 nudos, 120 kilómetros por hora. Negro como la capa de Batman, este pepino con depósitos para 20.000 litros de combustible se plantaba en mitad del Atlantico en menos de tres días. Un tiro.

Blanco como el uniforme de una monja cartuja, o como una bolsa de perica colombiana, el Juan Sebastián Elcano se ha convertido en el hazmerreír de las redes sociales. El crucero farlopero, llaman a nuestro buque insignia. Juan Sebastián Elgramo, le dicen. Las Fuerzas Rayas Españolas… 127 kilos de coca es mucha coca para 250 marineros. No era para consumo propio. Era para trapichear a lo grande. Un esperpento que solo puede pasar en España, el país en el que las cosas van mejor de lo previsto. Tanto como para que todo, absolutamente todo, sea posible.

Incluso que para nuevo comandante del narcobarco se esté hablando de Francesco Schettino. Y es que el principal imputado en el naufragio del crucero Costa Concordia está tan rehabilitado como para impartir clases magistrales sobre “gestión del pánico” en una universidad de Roma. ¡Vente pa España, Schettino!

 

P.D.1

Finalmente he conseguido ver el Telediario (TVE) del 1 de agosto, día en que la embajada de Israel colgó el famoso comunicado. Yolanda Álvarez, corresponsal de TVE en Oriente Medio, decía en su cuenta de Twitter que entonces estaba ya en Jerusalén. Y la presentadora del informativo confirmó, cuando dio paso a Álvarez en el Telediario de mediodía del 1 de agosto, que la corresponsal se encontraba en Jerusalén. Me confundió que su crónica hablaba de Gaza, y estaba montada sobre imágenes de la principal ciudad de la Franja: si no has escuchado la entradilla de la presentadora puedes pensar que la corresponsal está en Gaza.

o-YOLANDA-ALVAREZ-facebook

Es decir, que TVE no pudo sacar a su corresponsal en Oriente Medio de Gaza después del tremendo comunicado de la embajada de Israel… porque entonces ya estaba fuera de Gaza. La noticia que publicaron diversos medios de comunicación españoles, y alguno extranjero, como Le Monde, era incorrecta: TVE retiró a la corresponsal de la ciudad de Gaza ANTES de las acusaciones de la Embajada de Israel.

Un error imperdonable. Un blog como éste no es exactamente periodismo, es opinión. Pero no está de mas cuidar esos detalles. Espero que mañana no desmientan lo de los 127 kilos de perico en el barco…

Lo siento mucho. No volverá a suceder (vaya, es la segunda vez que utilizo estas dos frasecillas en los últimos días).

P.D.2

BuTZLvfIUAAk4-1

TVE fuera de Gaza

Israel ha acusado a Yolanda Álvarez, corresponsal de TVE en Oriente Próximo (con sede en Jerusalén), de ser “activista de Hamás”, y de “actuar como correa de transmisión de los mensajes, cifras, imágenes y datos”. En el comunicado, firmado por el portavoz de la Embajada de Israel en España, Hamutal Rogel, y colgado en su página oficial de Facebook en nuestro país, se preguntaban: “¿Alguien puede creerse que no ha tenido oportunidad de hablar y tomar imágenes de los terroristas?”.

embaja-israel-537

Hubo un tiempo en que todos los periodistas del mundo soñaban con entrevistar y fotografiar a Bin Laden. Los periodistas pueden entrevistar a quien se les antoje, y tomar imágenes de aquello que crean que ayuda a contar una historia. Yolanda Álvarez cumple con su trabajo, y lo hace de una manera discreta y profesional: no es una periodista de guerra de tertulia televisiva, de presentación de libros, de salón. Es una periodista que cuenta lo que está pasando desde el lugar en que está pasando. No desde donde salen las bombas, sino desde donde caen. Donde la gente sufre y muere.

gaza

En un primer momento, el Consejo de Informativos de TVE no salió en defensa de la periodista “porque a la dirección no le parece importante”. Pudo entenderse como un ejemplo de madurez democrática y de seriedad periodística, era un tema que no admitía discusión, pero la realidad siempre es más miserable de lo que se puede imaginar en esta televisión pública de Mariano Rajoy: solo unos días después del comunicado TVE ha retirado a Yolanda Álvarez de Gaza y la ha enviado a Jerusalén.

Somos un país de medio pelo. Y tenemos a un Gobierno patético que se acojona con un simple comunicado en Facebook de una portavoz diplomática. Era demasiado para Rajoy y los suyos: Justo cuando el Gobierno español ha demostrado un ápice de dignidad, al “paralizar cautelarmente” las ventas de material militar a Israel, ceden a sus presiones y cierran la ventana que los españoles teníamos en Gaza. Esta es la transparencia de que hablan, que prometen.