¡Hasta pronto!

El Descodificador se toma unas vacaciones, no sé muy bien si merecidas, seguro que necesarias. Lo hace para someterse a un complejo proceso de desintoxicación. Ya sabe, como Keith Richards pero integral. La última imagen televisiva de Pablo Casado, la sangre nueva del Partido Popular, el hombre llamado a regenerar la derecha española, con un gráfico en el que todo estaba manipulado (a su favor, por supuesto) para demostrar que con Rajoy “ha crecido la política social” me ha producido un sinfín de trastornos emocionales, psíquicos y físicos que, evidentemente, requieren atención médica especializada. Esa cara del moderado del PP es de las que te destrozan la vida…

14665003447617

Algunos días colgaré fotos, quién sabe si alguna reflexión, puede que un post como tiene que ser. Pero necesito salir. Quiero explorar esos mundos, respirar aire limpio, ver otras banderas, escuchar otros idiomas, disfrutar de gentes diferentes, quien sabe si tan interesantes como los españoles, y mucho españoles. Y de paso evito estar en España, tengo que confesarlo, cuando el próximo domingo comiencen a faltar alimentos en los supermercados y medicamentos en las farmacias, cuando ardan las primeras iglesias, cuando Monedero y Anguita tomen por la fuerza TVE, cuando ondeen la hoz y el martillo y se empiecen a construir gulags, cuando se produzca el Armageddon y el país entero salte en pedazos.

Por eso, para evitar a los piojosos antisistemas, vote usted con la cabeza. Piense que los tiempos están cambiando. Esta es una alternativa para renovar el logo del PP. Fuera el clásico charrán, que acompaña a los populares desde los 90. Bienvenidas las franjas amarillas que subrayaban los papeles de Bárcenas. Una rejuvenecedora propuesta de @nicordarts …

1466497931112

¿Hasta pronto? Hasta la victoria, siempre…

Captura de pantalla 2016-06-21 a la(s) 19.38.53

 

La mano de Sánchez

Un vídeo corto y cutre muestra a Pedro Sánchez, líder del PSOE cuando escribo estas líneas, limpiandose la mano de manera solemne tras saludar a un niño negro. El vídeo se ha hecho viral, es decir, se ha difundido a cascoporro en las redes sociales: todo el mundo ha visto a Sánchez sacudiendose la zarpa tras chocarla con el chaval. ¿Merece este vídeo, estas imágenes, un post? Me temo que no…

Ni se me pasa por la cabeza que Sánchez se limpiase la mano tras saludar a un negro por el único hecho de que fuese negro. Otra cosa hubiese sido que le hubiese dado la mano a un comunista negro: es bien sabido que los socialdemócratas puros como Sánchez, con el pedigrí sellado por José Bono y compulsado por Susana Díaz, son alérgicos al comunismo hasta el punto de salirles sarpullidos si su epidermis roza mínimamente un pellejo bolchevique. Pero el chaval no parecía comunista (carecía de cuernos y no olía a azufre), asi que lo más seguro es que simplemente tuviese la mano manchada con los restos de un helado o un huevo Kinder. O se la acababa se pelar.

Preocupados por la salud de Sánchez, en el PSOE le han financiado un complejo tratamiento dermatológico que ha comenzado a dar los primeros resultados: el líder socialdemócrata ya puede acariciar, sin temor a molestas irritaciones, pieles de comunistas cubanos. “Son comunistas, sí, vale, ya, de acuerdo, pero mucho menos que los nuestros”, ha dicho Sánchez tras reunirse con Felipe González y Alfonso Guerra para estudiar cómo invertir sus ahorros en un proyecto solidario llamado “¡Ningun cubano sin su Frappuccino Starbucks!”.

Volviendo al saludo al niño negro y a la limpieza de mano, El PSOE se confunde, como viene siendo habitual, de enemigos y acusa a PP y Unidos Podemos de usar “técnicas chavistas” contra Sánchez. El País le sigue el rollo: “Cuentas afines al PP y Podemos hacen viral un vídeo para acusar a Sánchez de racista”. Cuando lees la noticia te das cuenta de que los mensajes sobre la limpieza de la mano los han enviado Cifuentes, Maroto y Albiol, todos ellos políticos no ya próximos al Partido Popular, sino del mismísimo Partido Popular. Los del partido de Pablo Iglesias son, sin embargo, “alguna cuenta próxima a Podemos”. En El Español, el PSOE acusa a la formación de Iglesias basandose en las conversaciones de un grupo abierto de Telegram.

 

¿Qué fue de los intelectuales?

De vez en cuando uno se pregunta por el papel de los intelectuales en la sociedad española actual, corrupta y embrutecida, capaz de valorar más el corte de pelo de un futbolista que un buen libro, una canción hermosa o un gesto de solidaridad con los desfavorecidos. ¿Dónde están los intelectuales, dónde sus ideas y sus propuestas, dónde su compromiso y su lucha?

En la España actual, la de la resaca del ladrillo y los nuevos ricos, de los millonarios de pelotazo y los pobres de hambre y frio, de la corrupción y el hastío, los intelectuales deberían estar en la calle. No solo firmando en la Feria del Libro o en el pasillo de los grandes almacenes, sino junto a los titiriteros y los raperos, recorriendo los pueblos y ciudades de España como hizo La Barraca de Lorca y Ugarte, como soñó la Institucion Libre de Enseñanza. Necesitamos resucitar una versión moderna de las Misiones Pedagógicas de la Segunda República Española, imprescindible para compensar de alguna manera la destrucción de la cultura y la educación que han llevado a cabo durante décadas PP-PSOE. Hace falta que los intelectuales encabecen, o al menos jaleen, una revolución cultural.

cartel 2

Pero los intelectuales han desaparecido. De las calles, digo. Las razones son muy diferentes. Arrogancia, vanidad, egoismo, inseguridad, ambición… o simplemente porque les dan asco las mierdas de perro que inundan las aceras: coja una bolsa, por si vomita de asco, y lea la columna que ha publicado Javier Marías en El País bajo el ingenioso título de “Perrolatría”: “Lo de los derechos de los animales es uno de los mayores despropósitos (triunfantes) de nuestra época. Ni los tienen ni se les ocurriría reclamarlos”.

¡Ah, las boutades de nuestros ingeniosos intelectuales! Dispuestos siempre a escandalizarnos, a ir contracorriente. Bueno, siempre que no afecte a sus relaciones sociales, a sus contactos editoriales, a sus ambiciones académicas. En la España actual, ¿A qué mejor cosa podría dedicar un intelectual el espacio privilegiado de una columna en El País que a los no derechos de los perros?

No necesitamos momias sentadas en la Academia, sino activistas dispuestos a pisar esas calles llenas de mierda de perro para despertar a los ciudadanos, estimular su espíritu crítico, alimentar sus necesidades intelectuales y fortalecer, en resumen, la vida cultural del país aletargado. No nos hacen falta ególatras de suplemento dominical, intelectuales de salón, culturetas de ministerio, filósofos de tertulia radiofónica o eruditos lamedores de culos. Necesitamos a los escritores, músicos, pintores y dibujantes, actores y cineastas, escultores y titiriteros a pie de calle, de centro cultural, de plaza de pueblo. Bebiendo vino en las tabernas, no en la entrega del premio Planeta. Necesitamos una labor educativa popular, al margen del Estado. Necesitamos la base intelectual para una revolución social. Y la necesitamos YA.

cartel-1

Un motivo para NO ver la televisión

La industria de los sueños 2: ¡Pura fórmula!

Autor: Paco Alcázar.

Editorial: Astiberri.

laindustria2

Estamos ante una colección de chistes para cinéfilos marcados por la mordacidad, la ironía y el sarcarsmo. La recopilación de los últimos cuatro años de las tiras publicadas por Paco Alcázar, dibujante y guionista, en la revista Cinemanía. Pura guasa en chascarrillos de una página, flashes sobre películas, actores y directores presentados en colores luminosos, con textos desternillantes y una presentación original: 15 por 15 centímetros, algo más grande que un CD, con tapa dura, lomo grueso, buen papel y excelente impresión. Un regalo grande.

la-industria-de-los-suenos-2-pura-formula

viñetaLi2B

viñetaLi2C

Rajoy quiere la BBC

Mariano Rajoy, presidente del Gobierno en funciones, ha reconocido durante una entrevista en RNE que le gustaría para España “una televisión pública independiente y que no sea objeto de disputas entre nadie, como puede ser la BBC en Reino Unido”. El entrevistador, lejos de soltar una sonora carcajada, ha escuchado piadosamente y ha cambiado de tema. Curiosa reacción: teniendo en cuenta que se le supone periodista, y que Rajoy estaba hablando de su casa, de la radiotelevisión pública, podría haber sentido algo de curiosidad y profundizar en el asunto. No se, algo parecido a esto…

  • Señor presidente, ¿Quiere decir que la radiotelevisión pública española no es independiente y es objeto de disputas políticas? ¿Está dando la razón a aquellos, trabajadores de RTVE incluidos, que hablan de manipulación?
  • De ser afirmativa su respuesta… ¿Por qué no ha hecho nada durante sus cuatro años de Gobierno para corregir esa situación, para acabar con la manipulación, para acercarnos a la BBC?

Alfredo Menéndez, que así se llama el locutor radiofónico mudito, dio la espalda al periodismo, a sus compañeros, a su lugar de trabajo… y cambió de tema. Tendrá familia.

Captura de pantalla 2016-06-16 a la(s) 12.40.53

Un motivo para NO ver la televisión

No estamos solos.

No_estamos_solos-581476691-large

Hoy, cine. ¿Por qué miles y miles de ciudadanos decidieron tomar las calles y plazas de toda España para expresar su indignación frente a los recortes, las privatizaciones, los desahucios y la corrupción política? Porque la gente estaba sufriendo, porque los políticos no hacían su trabajo y robaban, porque crecían las desigualdades y aumentaba la brecha social, porque la democracia estaba siendo maltratada. Los movimientos sociales denunciaron este deterioro de manera espontánea, organizada y con imaginación. El director de cine Pere Joan Ventura, Goya al mejor documental por “El efecto Iguazú”, lo cuenta magistralmente en esta película producida por el Gran Wyoming. “No estamos solos”, es una obra conmovedora que informa, denuncia y emociona. Cine social, comprometido y de calidad. Una gran historia contada de maravilla por un tipo auténtico. Ahora, integra en Youtube. No se la pierdan…