La fábrica de imbéciles

Dicen que el engranaje industrial español no funciona. Que será difícil salir de la crisis porque nuestras fábricas no están a la altura de los tiempos, no son competitivas. Anticuadas, poco eficaces, improductivas, desfasadas… No todas. La fábrica de imbéciles sigue funcionando a toda mecha: los españoles consumen 244 minutos de televisión al día. Eso dicen los datos recogidos por Kantar Media, la empresa que mide las audiencias.

Cuatro horas de televisión diaria hubiesen acabado con la actividad neuronal de Albert Einstein. Es muy posible, por tanto, que este abuso de escoria audiovisual sea el responsable del adormecimiento de la sociedad española, absolutamente anestesiada ante el saqueo económico, moral e intelectual a que está siendo sometida. Nos están robando lo público, nos mienten y engañan, nos sodomizan (políticamente hablando)… ¿Y nosotros qué hacemos? Ver la televisión como yonquis terminales.

La televisión es una fábrica de imbéciles, insisto. Y de miserables. El diario El País del pasado martes dedicaba su página Pantallas a Ana Rosa Quintana. Una entrevista a la reina de la cochambre en la que la escritora de pega quedaba como una reina (sin imputar): “Nunca emitiría una entrevista con Ricart”, titulaban a cuatro columnas. Tremendo arrebato de dignidad de Ana Rosa, la misma mujer que solo unos días antes tuvo que declarar en el Juzgado de Instrucción número 43 de Plaza de Castilla por haber emitido en su programa una entrevista a Isabel García, una mujer que sufre esquizofrenia y retraso mental, y que en esas condiciones señaló a su marido Santiago del Valle como culpable del asesinato de Mari Luz Cortés.

¿Por qué se presta un diario supuestamente serio como El País a realizar una promo entrevista a Ana Rosa Quintana, la reina de la telecochambre? Pues muy fácil: la batalla entre Ana Rosa (Telecinco) y Susanna Griso (Antena 3) por liderar las mañanas es muy dura en esta televisión nuestra, un duopolio fraticida. Y El País apuesta por Ana Rosa, que a fin de cuentas es de la familia. Wikipedia: “El 18 de diciembre de 2009, las cadenas de televisión españolas Telecinco y Cuatro llegaron a un acuerdo de fusión por el que la Sogecuatro (subsidiaria de Sogecable) se integró en Gestevisióm Telecinco a cambio de un 18,3% del capital de Mediaset España Comunicación, nombre de la empresa resultante”.

La fábrica de imbéciles está perfectamente engrasada. Es una máquina magnífica, implacable, letal, de destrucción masiva. Es tan demoledora como para que sus tentáculos se extiendan a otros medios de comunicación. La tele mancha, envenena y contamina todo aquello cuanto toca. Tenga mucho cuidado, no acabe convirtiéndose en uno de esos que consume cuatro horas de basura tóxica al día. Si lo hace, acabará creyendo a Ana Rosa y confiando en El País. Apague la tele, tenga criterio.

Un motivo para NO ver la televisión

Jota Erre

Autor: William Gaddis.

Editorial: Sexto Piso.

¿Se considera usted un buen lector? Quiero decir un lector serio, maduro, constante, concienzudo, meticuloso, curioso, paciente. Un lector no de premios Planeta, por favor, sino de auténtica literatura. Un lector de clásicos, de largo recorrido, de tochos. Uno de esos lectores que, en lugar de arrugarse ante un volumen de 1133 páginas, se crece y se sumerge en ese océano de lectura con los pulmones repletos de aire fresco. ¿Es usted, insisto, un lector de los buenos? ¿Sí? ¿Seguro? Pues ahora tiene ocasión de demostrarlo.

Esta es la historia de un niño, Jota Erre Vansant, con un don especial para hacer dinero. Con poca salud y sin escrúpulos, y con un teléfono como principal instrumento, el protagonista de nuestro libro ve la vida como una inmensa mina de oro. Detrás de cada persona, de cada objeto y de cada gesto se esconde un posible negocio, un paquete de acciones, un camino hacia la riqueza. Nace la Jota Erre Corporation. Alrededor de esta idea Gaddis teje una telaraña de situaciones y de personajes realmente fascinante, que refleja de manera fiel a un sector de la sociedad norteamericana de la época. El poder, el dinero, la ambición… y lo absurdo de todo ello.

“Jota Erre” es un libro que echa un pulso al lector desde las primeras páginas. Construida con diálogos, esta novela de ida y vuelta contiene momentos memorables junto a otros francamente desazonadores: es fácil perderse, a veces es necesario retroceder, no es posible despistarse ni un segundo, ni media página, ni un solo párrafo. “Jota Erre” es un tsunami de excelente literatura crítica, irónica y satírica, capaz de arrollar al lector desprevenido y dejarle hecho unos zorros. Los supervivientes saldrán reforzados para el resto de sus vidas: este libro ofrece una demoledora descripción de la avaricia, el poder del dinero y los depredadores que se mueven por el mundo dispuestos a hacer cualquier cosa para ganar. Publicado en 1975, “Jota Erre” es una obra de absoluta actualidad que nos recuerda el atroz neoliberalismo actual.

El esfuerzo merece la pena.

Tags: , , , , ,

{ 60 comentarios ... ¡haz el tuyo! }

  1. Mi regalo literario de reyes: “Humo sagrado. Escritos, meditaciones y otras insinuaciones de Alan Moore”, sobre los pensamientos de un personaje más que interesante.

    http://frog2000.blogspot.com.es/2013/12/humo-sagrado.html

    Responder

    Selito Reply:

    Suena bien… Especialmente si eres aficionado al mundo del esoterismo, misticismo, magia y otras cosas de seres invisibles que le son tan queridas al bueno de Alan y que tan bien reflejaba en algunos de sus comics (Promethea era un excelente ejemplo de como hacer historias de superheroes basadas en esas creencias)

    Tú no eras muy aficionados a seres invisibles, no? Ten cuidado, Moore puede ser muy persuasivo… :mrgreen:

    Responder

    Tom Reagan Reply:

    Pues ya te iré contando, a mí todo lo que sea espiritualidad, contemplación y ascetismo me llama mucho…

    Responder

  2. Intereconomierda, vivero de follofachas…

    http://www.infolibre.es/noticias/politica/2014/01/07/intereconomia_eduardo_garcia_condenados_por_injurias_graves_una_exconsejera_catalana_11945_1012.html

    Responder

    Neo Reply:

    Jooodeeeerrrr … hay que ver cómo os gusta remover el pasado, rebozados en sangre, etc, etc …

    http://sp3.fotolog.com/photo/3/50/14/jdov88/1266187924632_f.jpg

    Responder

    Hesplendido Reply:

    Eso es, dejemos de abrir las zanjas, o queremos otra guerra civil???

    Responder

  3. Pos yo con Gaddis no me atrevo. Estoy leyendo “Tokyo año cero” de David Peace y me está entreteniendo. Luego tengo preparado “Así es como la pierdes” de Junot Díaz. Veremos qué tal.

    Y sí, aunque yo diría más bien: Ver la televisión como los nuevos zombis del siglo XXI en la puta periferia de la UE.

    Recuerdo como en The Wire se primaban las estadísticas superficiales de homicidios de cara a las elecciones dejando hacer a los yonkis. En España, se hace va a hacer algo similar pero con el paro, la prima de riesgo y otras variables. La cara B: Precariedad, empobrecimiento, emigración, dualización de la sociedad, venta del sector público y demás. La cara B es algo más difícil de medir y más fácil de ocultar. Mientras, vean uds. silenciosamente la tele.

    Responder

  4. De cómo miente el Gobierno:

    http://www.elperiodico.com/es/noticias/opinion/los-datos-empleo-que-rajoy-esconde-2978330

    Responder

    Mecacholo Reply:

    Interesante. Gracias.

    Responder

    qq Reply:

    Gran artículo. Para complementar con el de Santiago Niño Becerra que también colgasteis ayer. Resumiendo y simplificando mucho, la situación es la siguiente: si antes una persona trabajaba 40 horas a la semana y otra estaba en paro, teníamos un parado. Ahora, si las dos trabajan 20 h, no tenemos a ese parado, pero eso no significa que se esté creando empleo. Añadiendo además el hecho de que el que curraba 40 tenía un contrato indefinido, y los dos de 20 ahora tienen contratos temporales.

    Esto es lo que pasa en España, lo que ha conseguido la reforma laboral. El país está, por decirlo en una sola palabra, destruyéndose.

    Y mientras tanto, este Gobierno de sátrapas seguirá empalmándose con las estadísticas y nosotros seguiremos viendo la tele. Aunque para saber realmente lo que pasa lo único que haga falta sea salir a la calle, hablar un poco con la gente que nos rodea y que nos cuenten cómo les va a ellos.

    Esto es una puta ruina. España low-cost. Bienvenidos a la China de Europa.

    Responder

    Neo Reply:

    Eh … oiga, no se queje , podría ser peor …

    Responder

  5. Por más que me esfuerce, me cuesta creer que, de media, cada españolito esté más de 4 horas delante de la tela al día. ¿No tienen nada más que hacer? Es que no me entra en la cabeza. La primera vez que leí el dato supuse que se trataba de una errata, pero ya lo llevo varias veces leído, a lo largo del tiempo, y siempre se sitúa por encima de las 4 horas. ¡Cuatro horas, señores! ¡Cuatro horas de vida de cada uno de nuestro días!

    ¡Y a mi que no me llega el tiempo para nada, con esas cuatro horas de propina…!

    Responder

    qq Reply:

    Yo creo que la estadística es, de nuevo, un poco engañosa. Lo que mide es el tiempo medio que la tele está encendida, no el tiempo que se está viendo. Lo primero que hace mucha gente al llegar a casa es poner la tele, es una especie de hilo de fondo, una cacharro de compañía. Pero eso no significa que la estén viendo, o prestándole atención por completo. De todas formas también es cierto que, aun siendo así, la cifra es brutal y la intoxicación televisiva también, porque aunque sea de ruido ambiente, algo del mensaje destructivo acaba calando subliminalmente.

    Responder

    nando Reply:

    Esta claro, encender la tele es un acto reflejo, que se le preste atención o no es otra cosa, de hecho con smartphones, tablets etc la atención que se le presta es mínima y la confianza que la gente le tiene a los medios es cero pelotero.

    Por lo demás en españa se hace una tele penosa, posiblemente de lo peor de la europa desarrollada, con horas y horas de tertulias donde expertos de todo hablan o chillan sin parar. No se si eso se encuentra en otro sitio. Para hacer varias horas de tele solo necesitas 5 sillas y tios dispuestos a gritar. El tema te lo da la franja horaria, por la mañana politica/tripas, por la tarde tripas (Salvame es en ese sentido digno de estudio, como han creado su propia realidad y hablan de ellos mismos), y por la noche futbol. Alguno de los “tertulianos” o “colaboradores” incluso hacen doblete y los ves hablando sin mucho problema de los amorios de uno por la mañana y de los goles por la noche.

    Luego esta la obsesion por la comida, que lo entiendo porque parece que el objetivo de la “marca España” es convertir el pais en el Benidorm de los 60, pero la verdad es que es enfermizo, tanta cocina y tanta historia, que si hombre que comer bien y tal es importante, pero no es para hacer de eso el objetivo de un pais. Niños cocinando, y porque no poniendo ladrillos?, o cavando zanjas?, coño, intenten que los niños se hagan medicos o arquitectos (aunque viendo que estos gremios emigran despues de terminar la carrera igual mejor encaminarlos a los fogones).

    Por supuesto nada que huela a música de verdad (paquirrin si, bruce no), literatura, cultura etcetc, todo eso fuera, y su media hora de deportes en cada informativo.

    En definitiva, televisión salchichera, barata y cutre para un pais que se está convirtiendo en salchichero y cutre (de barato no tiene nada, aunque eso es otra historia)

    Responder

    Pitu Reply:

    Al hilo de eso este fin de semana vi un reportaje de Documentos TV “La industria de los expertos”. Hay expertos por todos lados y para todo y casi casi todos no valen para nada. También se reproducen en televisión y en cualquier país, así se veía en la tele de Francia que para cualquier cosa el experto era un filósofo… sí, el narrador decía que un filósofo servía para todo, para hablar de economía, de política, del cambio climático… y allí los veías en todas las cadenas “fulanito de tal, filósofo”. Y lo más curioso es que las “tertulias” eran siempre con dos “expertos” y el presentador en el medio. Comentaban que si metían a un tercero la cosa igual se le iba de las manos porque podría provocar dudas y así sólo con dos no habría problema, uno siempre sí y el otro instalado en el no. Ah, y a grito pelado, porque el que grita y golpea la mesa da la impresión de tener más razón que el que se queda quieto y pensativo. Y eso funciona, a veces oigo comentarios de programas (mis cuatro horas diarias de tele no existen) y lo que más destaca es “cómo gritaba fulano/a ja ja… dejó al otro seco”.

    Responder

    CHATA Reply:

    ¿Y el tal profesor Gay de no sé qué, que te lo encuentras hasta haciendo zaping, y el sempiterno doctor Cabrera?

    Por cierto, Pitu, ¿Qué pasó al final con el tema del apagón de nochebuena? No sabes cómo me acordé de ti.

    Responder

    Selito Reply:

    Pues yo no lo veo tan raro:

    1. Pais que nunca se ha caracterizado por un nivel cultural general que se diga muy allá. Más fácil ver tele que leer un libro

    2. Nuevas tecnologias: Dice la noticia “El asentamiento en una gran parte de la población de las nuevas tecnologías, tanto de dispositivos como de pantallas, así como el empuje de las redes sociales, son factores que han contribuido a fomentar el producto audiovisual, según la consultora Corporación Barlovento.” -- Es decir, que se vería más tele no en la tele si no en los cacharritos nuevos, al menos una parte de la población. Además, muchos usamos las nuevas tecnologias para ver series y no programas basura, incluidas las que hechan por la TV.

    3. Población más envejecida: Más ancianos con poco que hacer y que se entretienen en muchos casos con la TV, lo hacen desde jóvenes, cuando tuvieron su 1ª TV y en eso se han quedado muchos de ellos. GOTO punto 1 en todo caso.

    4. Más parados, más tiempo libre, como los ancianos. Muchos de ellos paradospoco cualificados: GOTO punto 1 en todo caso, again

    5. Más futbol, futbol hasta en la sopa y cuando no, más F-1, motos, canicas, lo que sea con tal que haya mucho deporte, queremos ver deporte todo el dia, pero sobre todo, furgo.

    6. estamos en crisis, nos bajan los sueldos, los precios baja poco y los de energia nos los suben continuamente. Ver la TV es más barato que cualquier otra actividad alternativa.

    Y finalmente, como dice el texto: “Dos décadas antes, en 1993, el consumo medio era de 204 minutos” -- 40 minutos más en dos décadas con todo l anterior tampoco parece tanto. Basta con echar 1 hora por la mañana, dos por la tarde y una por lanoche y ya está.
    Yo no lo hago, pero no me resulta tan raro, visto lo visto, que lo haga la peña.

    Responder

    nando Reply:

    eras del Basic eh? jejeje, ese GOTO tan denostado. Muy ciertos tus puntos, una población no muy dada a la lectura, cada vez más ignorante, envejecida, parada y pobre = más consumo de tele.

    Responder

    Selito Reply:

    Hombre, yo de basic lo mas basic y gracias. Me acuerdo ademas del GOSUB, CLR y poco mas. Lo justo pa hacer un bonito campo de estrellas de colores aleatorios con el Spectrum 48K.
    Algo de MSDos en la mili e incapaz casi de programar el DBD :)

    Responder

    Neo Reply:

    Donde se pongo un IF … THEN … … …

    Responder

  6. Responder

    Cucumber Reply:

    Alegra ver que hay gente joven disconforme y crítica; la pena es que no sea más visible.

    Responder

  7. Gran post.
    A mí este país me tiene fascinado y muy muy desconcertado. He leído esta mañana que hay gente que se está convocando para, a no sé qué hora de no sé qué día, quitarse los pantalones y las faldas en una estación del metro de Madrid. El objetivo, ninguno.
    Parece que la frivolidad, la estupidez y la fábrica de imbéciles no es monopolio de la televisión.
    No sé qué está pasando. Hay teorías para todos los gustos. Estamos mirando hacia otro lado, como si no pasara nada. La gente en el paro, en cifras record, los jóvenes cualificados saliendo al extranjero, los no cualificados sin trabajo, los servicios públicos fundamentales atracados a mano armada, los oligarcas y sus acólitos sonriendo en las revistas y mostrándonos los frutos de sus robos y tropelías…
    ¿Qué hemos hecho mal durante todos estos años? ¿Qué clase de gente somos? Tengo que decir que, a toro pasado, me doy cuenta ahora de que durante muchos años he visto esta misma actitud en la gente pero no pensé que fuera generalizada. Me muevo en un ambiente bastante conservador y lo achacaba a esto. Veo que no era así. Creo que el hecho de no tener aglutinadores que expliquen lo que pasa y que lideren las protestas quizás sea la causa de esta desidia (sindicatos, psoe e izquierda parlamentaria vendidos), pero no lo tengo claro.

    Responder

    nando Reply:

    Yo pensaba algo parecido estas navidades. Hasta ahora nuestra generación había tenido esa “vengaja moral” de poder reprocharle a nuestros padres que paquito se les murió en la cama, asi que en cualquier momento se les podia llamar huevones sin pillarse mucho los dedos.

    Pero ha llegado nuestro paquito y estamos demostrando ser dignos hijos de nuestros padres. La gente con la cabeza gacha, el que antes hacia 10 horas ahora hace 12 y cobra lo mismo, el que antes tenia un negocio ahora lo ves en dos y con la lengua fuera solo para seguir tirando, el que puede mirando donde irse, el que no estudiando como ir tirando…..

    Responder

  8. Yo ya no veo la tele. Casi ni los telediarios, algun dia el tiempo. Ultimamente estoy metido en un bucle en el que voy de nuevo por la quinta temporada de Breaking Bad. Y cuando la termine, quizas empiece a verla otra vez. Y cuando no, cine. Ultimamente he visto The Master, implacable retrato de Ron Hubbard, el inventor de la cienciologia y On the road, la de Walter Salles sobre la novela de kerouac. Tengo pendiente para un dia de estos Winter Bones.
    Boss, para empezar el año me he regalado Diez de diciembre de George Saunders. Brutal. He leido el primer cuento y he tenido que volver a leerlo para pillar todos los matices. Un genio, si no superior a Carver, si a su nivel. Escribiré una reseña cuando lo termine.

    Responder

    El boss Reply:

    He leído las primeras historias de ese libro de Saunders y son magníficas, incluida la un tanto surrealista “Escapar de La Cabeza de Araña”. Y tienes razón, se pueden y deben releer para disfrutar de toda la escala de colores.
    Respecto a Winter Bones, brutal. La peli me sorprendió más que el libro, editado hace unos meses. Pero ambos son recomendables.
    ¿Tan buena es Breaking Bad? ¿De verdad? Me tendré que pillar la primera temporada…
    Abrazos!

    Responder

    nando Reply:

    Saunders es un grande.

    Breaking está muy bien, aunque no la pondria en el mismo cajón de los Soprano, Wire y compañia. Diría que es de lo mejor de los estertores de esta nueva edad de oro de las series USA, porque ahora ya veo el mercado saturado y pocas nuevas series buenas de verdad.

    Responder

    remoloncete Reply:

    Creo que va a salir toda la serie de Breaking Bad en un pack en enero. Quizás en la Fnac.

    Responder

    El boss Reply:

    ¿Tendré que poner a mi madre a hacer la calle para pagar esa caja? Me temo que si: el pack de la 3ª temporada de Walking Dead está a 42,99 euros en la Fnac. Todo un robo.
    Por cierto… ¿Alguien ha visto “Hatfields & McCoys”? Tiene buena pinta.

    Responder

    Tom Reagan Reply:

    Por ser vosotros, aquí tenéis una buena oferta…

    http://www.starscafe.com/es/pelicula/breaking-bad-serie-completa.aspx

    Responder

    remoloncete Reply:

    Qué barato. ¿No será algún topmanta camuflado, no?

    Tom Reagan Reply:

    Yo he comprado alguna peli, y no he tenido ninguna pega… Si vives en Madrid te puedes acercar a la tienda, si no, y te interesa, vas a tener que fiarte…

    remoloncete Reply:

    Pues como que me voy a pasar por Manuel Tovar, 3. Gracias.

    hinojosas2004 Reply:

    No sé si hablas en serio jefe.
    Pero si lo haces, hablar en serio, no me puedo creer que no la hayas visto, es a mi modo de ver una obra maestra, sin duda y salvando los gustos de cada uno, es diferente.

    Responder

    El boss Reply:

    ¿Hablas de “Hatfields & McCoys”? No la he visto. Y te juro que Breaking tampoco. ¡No tengo tiempo! Pero ante tanta recomendación… A ver esa caja.

    Responder

    hinojosas2004 Reply:

    Me refiero a Breaking Bad la otra no la he visto.
    Un saludo.

    Responder

    El boss Reply:

    Abrazos!

    CHATA Reply:

    “Hatfields” está bien, supongo que te gustará el ambiente en el que se desarrolla, creo que es de tu estilo.
    Me van a matar pero…no me gustó Breaking Bad.
    Carnivale, como dice Remoloncete abajo, una maravilla.

    Responder

    remoloncete Reply:

    Yo tampoco la he visto, pero me voy a pillar la serie entera, que es mucho más barato, como dicen por ahí, uno 99,99 euracos.

    Responder

    Selito Reply:

    Yo ya voy por el cap. 5 de la 5ª temporada de Breaking Bad. Me he tirado como 3-4 meses para llegar hasta aqui, la mayoria de las semanas viendo 2-3 cap. los findes
    La 1ª temporada no estaba mal,sensación de lentitud.
    En la 2ª descubrí que la lentitud es por las mucha escenas de diálogos que tiene sin música ni practicamente ruido ambiente, solo los personajes hablando.
    En la 3ª las cosas empezaban a cuajar y el final fue el primero que me resultó impactante.
    A partir de la 4ª ya te rindes por completo y empiezas a devorarla. El final es WOW, barbilla al suelo.
    La 5ª, como casi todas las temporadas,empieza más uave, más lenta, supongo que cogerá carrera a partir d ela mitad, como las anteriores, pero ya sabes que están preparando las cosas lenta y meticulosamente para el Grand Finale, que solo puedes ir imaginando por donde irá y supongo que me equivocaré. De hecho ya me he equivocado un par de veces importantes.

    Sobre la comparación que hace Nando con otras series, hace poco leí un interesante artículo inglés que comentaba lo que para el autor había sido las 4 mejores series d ela historia, The Wire, Los Sopranos, Mad Men y Breaking Bad y explicaba por qué para él ésta ultima probablemente fuera la mejor de todas y también la que menos perdurará en la memoria del personal.

    Si lo encuentro, lo pongo…

    Responder

    Selito Reply:

    Ey, akí tá…
    http://www.grantland.com/story/_/id/6763000/bad-decisions

    Responder

    nando Reply:

    La verdad es que no pondría un orden, todas son buenas (metería 6 feet under en la terna). Tampoco creo que el aspecto moral sea el referente válido o el único. En líneas generales una serie despega cuando tiene varios personajes que funcionan, Lost fue un ejemplo (aunque a partir de la segunda temporada la voracidad por estirar el chicle terminó en un harakiri esperpéntico).

    Breaking se salta eso, todo es Walter y Pinkerman, aunque luego se van sumando personajes, pero el resto no tiene mucha sustancia. Lo mejor de Breaking es que no sobra ni falta nada, y que la propuesta es muy compacta, desde ese alburquerque amarilleado hasta la violencia cruda con sus toques de humor negro.

    También influye el momento cuando salen, Los soprano hoy no impactaria tanto, Breaking en ese sentido viene despues de muchas muy buenas (y además nació como una serie de relleno para el verano).

    Sons of anarchy es un seriazo también, no de zona champions, pero para meterse en European League. Eso si, en VO.

    Responder

    remoloncete Reply:

    Carnivale es muy buena, aunque sean sólo dos temporadas. Tengo que pillarme Deadwood también.

    Responder

    spectator Reply:

    Yo estoy en la tercera temporada y me tiene totalmente enganchada, no la veo lenta, tiene un ritmo muy coherente con la historia.
    Tendré cuidado con el final de la 4ª temporada.

    Responder

  9. Maccari parafraseando a Marx, “ la televisión es el opio del pueblo”.
    Raimond Chandler, en 1950: “La televisión es perfecta. Pulsas un par de teclas (…/..) te arrellanas y vacías la mente de todo pensamiento. Y ahí estas contemplando las burbujas del caldo primordial. No hace falta concentrarse ni reaccionar ni recordar. No notas la falta de cerebro porque, total, no te sirve para nada. Estás en el nirvana humano. Y si llega un pobre de espíritu y te dice que pareces una mosca en el cubo de la basura, no le hagas ni caso.”
    Hans Magnus Enzensberger: “La Comunicación “cero” no comporta la debilidad de la televisión sino precisamente su poder. (../…) El espectador conecta el televisor para “desconectar”. (…/…). La televisión es utilizada primariamente como método bien definido para un placentero lavado de cerebro, proporciona una higiene individual, es automedicación.”
    Parafraseando a Groucho Marx, la televisión ha hecho mucho por mi cultura, cada vez que alguien la enciende me largo a leer un buen libro o a informarme y navegar por sitios cojonudos de internet (como el desco :))

    Responder

  10. qq, si no es indiscreto ¿cómo va el bebito?. Selito ¿y el abuelo? (yo se lo que es pasar por un pancreatitis aguda, y peor, que no buscaran su origen). Espero que todo ha ido bien.

    Responder

    qq Reply:

    Para nada eres indiscreto, Cucumber, al contrario, se agradece mucho que te acuerdes de él :-) .

    Pues el enano está estupendo, salió todo muy bien y en solo cuatro días (¡cuatro días!) le dieron el alta tras una operación de corazón con circulación extracorpórea incluida. Se ha recuperado perfectamente, hasta el punto que hoy empieza a ir a la guardería. Y se le ve más sano y fuerte, ganando peso con mucha más facilidad que antes (que era un triunfo cada vez que subía 100 gr). De alegre, igual, el mamón siempre ha sido un cachondo, incluso cuando estaba malo, así que ahora…. imagínate.

    Por cierto, también es para quitarse el sombrero el trato y el nivel de atención que hemos recibido siempre respecto a este asunto en el hospital público donde le operaron. Es alucinante ver cómo este puñado de profesionales es capaz de mantener no solo una profesionalidad intachable, sino también un trato humano magnífico, sin importar que por su tarea diaria estén sometidos a un nivel de presión enorme, y que últimamente hayan visto cómo sus condiciones de trabajo han ido empeorando sin parar, hasta el punto de que, con las privatizaciones a la vuelta de la esquina, muchos acabarán en la calle o trabajando muy precariamente, de un minicontrato a otro. Aunque se percibe la cada vez más acuciante falta de medios, nada de esto se impacta gravemente en la atención y el trato a los chavales y a sus familias gracias a estos profesionales, lo que pone a cada cual en su sitio: por un lado, ellos manteniendo una sanidad pública con un altísimo nivel de calidad, y por otro, manadas de biutres tratando de desmantelarla precisamente porque gracias a esto es un potencial negocio redondo.

    Responder

    CHATA Reply:

    Joder con el pequeñajo. Sí que es fuerte, sí.

    Responder

    Selito Reply:

    Muchacho, no conoces el significado de la palabra ‘indiscreto’… Una tarde te doy unas horas de clase, como ZP ;)

    El agüelo, mejor, con suerte mañana o pasado le dan el alta, cosa que mis nervios y neuronas agradecerían mucho. Los suyos más, claro.
    Ahora, como me diga que ha ‘pasado por el taller’ me autodesheredo…
    Gracias también y me alegro que el qq-sobri esté como cuenta el tito… A dar por culo a los padres, como dios manda… :)

    Responder

    CHATA Reply:

    Estaría bien que Selote dijera lo del taller, sólo por ver la cara que pondrías.
    Esperemos que salga pronto.

    Responder

  11. Chiste para Los Chatos

    En la disco

    -- Oye, perdona, ¿la salida?
    -- Si, aquella alta de azul rodeada de tios
    -- No hombre, la de emergencia
    -- Ah, vale… La gorda aquella de gafas junto a los servicios…

    Perdón por el componente machista…

    Responder

    CHATA Reply:

    Gracias, majo.

    Responder

  12. El impresentable de Intefelonía recibiendo de lo lindo … si ej que no da pa más el pobre …

    Responder

  13. Recién vuelto a las Américas, tengo subido el ánimo pelotero, y remarco que me ha gustado mucho el post.

    Coincido en que no creo que realmente la gente pase cuatro horas frente a la caja tonta, y que ahí se incluirán largos ratos de tele encendida como ruido de fondo. Con todo, es una barbaridad de tiempo.

    Además, hay que añadir a esa media de 4 horas de exposición a la radiactiva tele española (muy de acuerdo, Nando, la española es especialmente chocante dentro de Europa) unos cuantos minutos (¿media hora, una hora, quizás?) de dedicación a una prensa mayoritariamente de mierda; no nos engañemos, la inmensa mayoría de adultos buscan su información en ElPais, ElMundo, ABC, La Razón, etc, siendo minoría quien visita diarios o portales periodísticos un poco más cuidados o simplemente que ofrezcan enfoques alternativos.

    Con ello, puede garantizarse que bien como ruido de fondo, bien como veneno consumido conscientemente, el españolito medio recibe entre cuatro y cinco horas de radiación proveniente de la Fábrica de Imbéciles. Reproducción incesante de las premisas de un sistema que muchos niegan que exista, ideas de mediocridad, de violencia, de consumismo, de individualismo, de apatía que inundan nuestro día e inevitablemente nos llenan aunque sea por ósmosis. Si a esas horas sumamos unas, digamos siete horas de sueño y unas ocho de horas de curro (ojalá tenerlas y que el que curre sólo lo haga esas ocho horas) y un par para cuestiones logísticas como comer o asearse, llegamos a lo lo evidente, que el ser humano moderno no tiene tiempo para pensar,para trascender, en definitiva para ser humano…

    Responder

    cafetin Reply:

    que el ser humano moderno no tiene tiempo para pensar…

    Penoso. Me pienso y existo o existo porque pienso (¿) Sí, sí tiene tiempo pero no quiere o no sabe. No nos han educado para pensar y sí para producir.

    Conserva celosamente tu derecho a reflexionar, porque incluso el derecho de pensar erróneamente es mejor que no pensar en absoluto. (Hipatía de Alejandría)
    Saludos

    Responder

  14. Consumo, luego existo.

    Responder

{ 0 Pingbacks/Trackbacks }

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>